Festivales

Entradas

PremosFest_SoundIsidro_Entrevista_slider

Entrevista a Javi Ferrara de Sound Isidro

El festival Sound Isidro es una de las pocas propuestas continuadas bajo un mismo nombre que existen en la ciudad de Madrid. Un festival sin forma pero con fondo que pone su sello en conciertos muy seleccionados y que cada temporada que pasa se eleva con más impulso sobre la siempre poblada agenda de la capital. Hoy hablamos con Javi Ferrara, responsable de Sound Isidro.

https://www.youtube.com/watch?v=IpbWNkagV8U

¿Qué importancia la da vuestro público a los servicios ofrecidos? ¿Cuál es la más destacada o en la que hacéis más hincapié? Entiendo que es una pregunta que debería de responder el público que ha asistido, no obstante y sin querer pecar de pretenciosos nosotros hacemos conciertos de grupos de calidad en espacios de calidad, pues entendemos que la música en directo es una suma de contenido y continente.

¿Cómo planteáis la campaña de comunicación? ¿Es fácil conseguir el apoyo de medios de comunicación?  Desde luego con originalidad, pues no tenemos una infraestructura de comunicación para poder acceder mediante métodos tradicionales. Intentamos ser distintos en lo que programamos por lo que tenemos que serlo en cómo lo comunicamos. Hay medios mucho más accesibles que otros y dispuestos a informar y colaborar con lo que haces, no obstante creo que si la oferta es atractiva el acceso a los medios es mucho más sencillo.

¿Cómo o qué importancia dais a la tecnología en vuestro festival? Nuestra principal arma comunicativa es internet, ya sea a través de nuestras RRSS o en páginas y blogs especializados por lo que en ese sentido nos es primordial el uso de nuevas tecnologías. Por otro lado y poco a poco pretendemos hacer que Sound Isidro se convierta en un festival con mucha mayor presencia tecnológica, ya sea a la hora de generar mayor comodidad a los asistentes, con una aplicación propia o con actividades artísticas y de vanguardia.

¿Cuál es vuestro nivel de compromiso con las bandas emergentes nacionales? Total, Sound Isidro intenta aunar artistas consolidados con bandas emergentes, sirviendo en muchos casos como trampolín para muchas de ellas. Hemos tenido el placer de contar con bandas como Pablo Und Destruktion, Juventud Juché, Trajano!, Peluquería Canina, Joan Colomo, El Páramo, El Pardo, Persons y muchas otras bandas. Sin lugar a dudas es una de nuestras señas de identidad.

¿Cuál ha sido vuestro cartel favorito de todas las ediciones? El cartel de de mayo de 2015, Micah P. Hinson, Sleaford Mods, Mono, Novedades Carminha, Los Punsetes, Julio de la Rosa, Elvis Perkins, Tulsa o Bigott pasaron por esta edición. Un cartel con interesantes propuestas internacionales y bandas nacionales de mucha calidad.

A la hora de programar artistas, ¿Cuáles son vuestras razones de peso para contratar artistas? La calidad y que sean propuestas distintas que no puedas ver en otros festivales, los artistas son los que definen el festival, por ello intentamos alejarnos de las propuestas reiterativas de otros festivales, apostando por artistas de distinto índole y estilo.

¿Cuál creéis que es el estado de los festivales en España ahora mismo comparado con otros países? Creemos que hay muchos festivales que se parecen demasiado entre sí. Es decir, si a mediados de abril te paras a ver la cantidad de festivales que hay desde mayo hasta finales de septiembre puede que te dé un síncope por la gran cantidad que hay. Pero si ves el cartel de cada uno de ellos la lectura es bien distinta hay muchos que ofertan lo mismo, creo que faltan festivales que se arriesguen a ser distintos, tanto en su programación, como en su forma de trabajar, respetando mucho el trabajo de todo el mundo y sabiendo lo sumamente complicado que es llevar adelante un festival.

SoundIsidro_2014_600

A medida que pasan los años, ¿es más fácil o más difícil montar un festival? ¿Por qué? Creo sinceramente que montar un festival es relativamente sencillo, todo lo sencillo que puede ser encontrar un o unos patrocinadores, intentar conseguir ayuda institucional, poder acceder a las agencias y empresas que llevan a los artistas que deseas tener en tu cartel, montar un equipo de producción eficiente, conseguir los espacios y permisos para celebrar tu festival, cumplir todos los requisitos de seguridad, tener los equipos de sonido e iluminación necesarios, publicitar tu festi y vender las entradas por distintas plataformas; eso puede resultar sencillo. Lo realmente complicado es poder repetirlo. Los festivales, como cualquier tipo de empresa están muy sujetos a su rentabilidad económica y si económicamente no es viable no lo vas a repetir, por eso nosotros tenemos una infraestructura pequeña e intentamos que los costes del festival sean realistas: queremos crecer y dar una mayor oferta cada año, pero nuestro crecimiento debe ser sostenible, pues sin ayudas institucionales de ningún tipo, el festival es lo que el festival genere.

¿Contadnos alguna anécdota que haya pasado y que nunca olvidaréis? Somos un festival joven por lo que no tenemos anécdotas para llenar una sobremesa. Me viene a la cabeza el tiempo que estuvimos dando vueltas al nombre: queríamos que fuera de Madrid y que estuviera muy relacionado con la capital, por lo que estuvimos durante mucho tiempo dando vueltas sin llegar a ningún resultado, hasta que uno de nuestros compañeros llamo al resto por teléfono: “¡¡Lo tengo, lo tengo!! Decía. ¡¡¡Sound Isidro!!!”. Estaba en el Metro y siempre cuenta que estaba pensado “San Isidro, San Isidro Sound… coño! Sound Isidro”, dijo en voz alta.

¿Qué creéis que aporta la iniciativa de Premios Fest al sector de la música? Creo que es importante una iniciativa de este tipo que premie a los mejores festivales en cada uno de sus apartados. Para nosotros es un orgullo y una ilusión enorme que os acordaseis de nosotros y por otro lado es muy gratificante que se valore el trabajo realizado, que es mucho, por lo que esperamos que se realice durante muchos años y a poder ser con nosotros cerca.

PremiosFest_Medusa_slider (1)

Entrevista con Andreu Piqueras, miembro de la organización de Medusa Sunbeach Festival

Lo normal en cualquier festival de música de los que se celebran en España es tener una línea editorial muy marcada, donde los estilos no distan demasiado los unos de los otros. Están los festivales de heavy, de pop, de rock, de indie o de electrónica, y es extraño ver a grupos de otros estilos en carteles tan estáticos. Por eso destaca el Medusa Sunbeach Festival, por su capacidad de aunar en un mismo recinto 4 mundos diferentes: música techno, EDM, indie y remember. Y es justo ahí donde reside su éxito.

https://www.youtube.com/watch?v=s_fQuekfjRA

Charlamos con Andreu Piqueras, miembro de la dirección de este festival, y esto fue lo que nos contó:

¿Qué importancia la da vuestro público a los servicios ofrecidos? ¿Cuál es la más destacada o en la que hacéis más hincapié? La prioridad de Medusa Sunbeach Festival en su segunda edición (Cullera, 13-15 agosto) fue proporcionar una experiencia musical y festiva con altos estándares de seguridad, servicio, efectividad y espectáculo visual. Todo lo hemos hecho para que el espectador se sienta inmerso en un mundo de sensaciones diferentes a todo lo visto hasta ahora. Por ejemplo, el artista fallero valenciano Fede Alonso se encargó de la decoración del escenario principal, que fue la estampa más fotografiada y comentada por los asistentes y la prensa. Pusimos énfasis en la variedad musical (Techno, EDM, Indie y Remember) para que los grupos de amigos con gustos distintos se sintiesen cómodos. También hemos cuidado mucho la comodidad del área de acampada, la cercanía a la playa para bañarse, la existencia de amplias zonas de aparcamiento, una señalización adecuada, una zona de restauración de primera, una experiencia de usuario agradable en el ticketing…

¿Cómo planteáis la campaña de comunicación? ¿Es fácil conseguir el apoyo de medios de comunicación? En la edición de consolidación de Medusa Sunbeach Festival, nuestra prioridad era obtener el respaldo de los medios especializados más importantes, aquellos que más autoridad tienen entre el público joven. La campaña de comunicación y publicidad la contratamos con la agencia Woo Media, que se encargó de posicionar el festival a nivel nacional y de contribuir de forma decisiva a su éxito. El resultado fueron cerca de 400 impactos en prensa musical y generalista a lo largo de 4 meses de campaña; 150 periodistas y 70 medios acreditados al evento; y unanimidad entre los periodistas sobre el éxito y la proyección futura del evento.

03

¿Cómo o qué importancia dais a la tecnología en vuestro festival? Hoy en día, la tecnología es básica para el éxito de un festival. Nosotros hemos hecho una apuesta tecnológica muy fuerte en el área del ticketing, que es el punto de partida de todo el proceso. Usamos una app móvil creada por nosotros mismos que elimina las entradas en papel. Además, permite al usuario elegir su estilo de música favorito, lo que nos proporciona datos esenciales para poder organizar mejor el recinto. El acceso al evento también se realiza con pulseras con tecnología chip RFID, que registra los datos de usuario siendo y le identifica. También hemos tenido un partnership con Hewlett Packard, que instaló un stand en la zona market para realizar demos de equipamiento. Y, finalmente, la tecnología estaba muy presente en la producción: 400.000 vatios de sonido, 400 metros cuadrados de pantallas LED, 300 cabezas móviles, dos tráilers de CO2, 100 kilogramos de pirotecnia fría…

¿Cuál es vuestro nivel de compromiso con las bandas emergentes nacionales? ¡Enorme! Son uno de los pilares de nuestra programación. El line up del escenario indie estaba formado por bandas nacionales, muchas de ellas conjuntos emergentes que mostraron su satisfacción por formar parte de nuestro festival y compartir escenario con algunas de las bandas top de nuestro país, como Vetusta Morla o Lori Meyers. Me vienen a la cabeza bandas como Vilanoise, These Charming, Bilbadino, Zahara, Jack Knife, Sindrome Moscow, Villanueva… Y el festival arrancó con la banda local Nudo Winsor, que sorprendió a los asistentes.

05

¿Cuál ha sido vuestro cartel favorito de todas las ediciones? ¡El de 2015, sin duda! Ha sido sólo nuestra segunda edición, pero hemos apostado fuerte por ser uno de los mejores festivales de España, con DJs nacionales e internacionales de la talla de Steve Aoki, Dimitri Vegas & Like Mike, Carl Cox, Diplo, Edu Imbernon, Dubfire, W&W, Paco Osuna… Y hemos pasado de tres a cuatro escenarios (Techno, EDM, Indie y Remember). En cada uno, hemos traído artistas punteros.

A la hora de programar artistas, ¿Cuáles son vuestras razones de peso para contratar artistas? Extraemos información de cuatro fuentes. En primer lugar escuchamos a las agencias de artistas, para que nos aconsejen. Hacemos lo mismo con nuestros usuarios en los festivales. Esas dos valoraciones nos dan una idea de los grupos y DJs más importantes. Después nos fijamos en la prensa. Leemos los artículos de otros eventos y conciertos para conocer las criticas recibidas. Y, en ultimo lugar, indagamos en las redes sociales para pulsar los comentarios de la gente. Con toda esta información, unas cuantas horas de oficina, y sin pasarnos de presupuesto, intentamos cerrar el cartel. ¡No es tarea fácil!

17

¿Cuál creéis que es el estado de los festivales en España ahora mismo comparado con otros países? Diríamos que bastante importante. Hay un gran número de eventos, mucha innovación entre los promotores, y es se traduce  en que los carteles de los festivales sean fantásticos. Entre todos estamos posicionando España como referente a nivel europeo en el circuito de festivales. Es cierto que aún nos falta aprender un poco de los festivales de los países punteros, pero mi pronóstico es que en pocos años encabezaremos la lista de festivales más importantes de Europa.

A medida que pasan los años, ¿es más fácil o más difícil montar un festival? ¿Por qué? En los últimos años, cada vez está siendo más difícil porque cada vez existen más eventos, pero también tiene una vertiente positiva, porque está contribuyendo a la profesionalización del sector. Además, asistir a festivales se ha convertido en una moda, así que la gran cantidad de festivales se ve compensada por el hecho de que cada vez hay más usuarios consumiendo este tipo de eventos.

¿Contadnos alguna anécdota que haya pasado y que nunca olvidaréis? ¡En está última edición ha habido un montón! Pero recordaré dos toda la vida. La primera, cuando en el último día de montaje del festival se produjo un pequeño incendio en una zona verde cerca del recinto y todos, trabajadores, promotores y la gente de oficina, fuimos allí con todos nuestros medios para extinguirlo. Lo apagamos rápidamente, por cierto. Y, la segunda fue cuando el manager de uno de los cabezas de cartel se nos acercó sin saber que éramos los promotores y nos comentó: “No esperaba que este festival fuera tan grande y tan bien preparado”. Fue muy gratificante.

14

¿Qué creéis que aporta la iniciativa de Premios Fest al sector de la música? Nos encanta la iniciativa, hacia falta algo así. Es genial que se valore y gratifique el trabajo de los profesionales. Además, la posibilidad de ganar un Premio Fest es un estímulo adicional para dar lo mejor de uno mismo en los eventos.

Sonorama-Premios-Fest

SONORAMA RIBERA: ENTREVISTA A JUAN CARLOS DE LA FUENTE (Dir. de Producción)

20636867766_7e1367f048_z

El Sonorama Ribera es uno de los festivales más queridos y esperados de todo el calendario festivalero español. Con una gigantesca base de seguidores nacionales, el Sonorama ha crecido tanto que el recinto parece haber llegado al límite de su capacidad. Salpicado por exquisitos nombres internacionales (este año destacaron Calexico, Anna Calvi y Clap Your Hands Say Yeah!), el Sonorama funciona como una perfecta cantera de grupos independientes(este año se habla mucho de Rufus T. Firefly) y como test vinculante para los nombres consagrados (ojo al concierto que dio Xoel López en solitario en el escenario grande).

Entrevistamos a Juan Carlos de la Fuente, coordinador de Producción del Sonorama Ribera para profundizar un poco más en el funcionamiento del festival.

El año pasado, vuestro festival recibió un Premio Fest ¿Qué significó para vosotros? Evidentemente alegría y orgullo que la industria te reconozca con un galardón de este tipo. Te plantea además el reto de seguir trabajando en una dirección con criterio y responsabilidad máxima.

¿Qué importancia la da vuestro público a los servicios ofrecidos? ¿Cuál es el servicio que más destaca o en el que hacéis mayor hincapié? Siempre nos gusta decir que hacemos el festival al que nos gustaría acudir como público. Es igual de importante ofrecer una cuidada programación musical como tratar bien a los asistentes. Nos gusta cuidar todas las áreas (accesos, baños, zona de acampada, barras…).

¿Cómo planteáis la campaña de comunicación? ¿Es fácil conseguir el apoyo de medios de comunicación?  Llevamos 18 años haciendo un festival con ciertos componentes genuinos que nos hacen ser diferentes y eso a los medios les gusta y siempre nos tratan de manera excepcional. Esa Plaza del Trigo al mediodía, la cultura del vino de Ribera acompañando todo el festival o el hecho de seguir siendo una Asociación Cultural la promotora del evento, hacen que los medios estén muy pendientes de nosotros.

¿Cómo o qué importancia dais a la tecnología en vuestro festival? Vamos dando pasitos al respecto, pero es cierto que dejamos que otros festivales más grandes y con más medios investiguen primero, jajajajajaja. Pero bueno  como te he dicho ya hemos instaurados sistemas prepago en la zona vip, implantado alguna aplicación musical  de la mano de sponsores, tenemos la app oficial…

¿Cuál es vuestro nivel de compromiso con las bandas emergentes nacionales? Precisamente ese es el Premio que se nos otorgó el año pasado, el de apoyo a la escena emergente. Creemos que nuestro sitio en el panorama musical español es este el de ayudar a crecer a las bandas nacionales. Creo que también hemos sido un poquito pioneros en poner a nuestras bandas delante de 10.000 personas a horas que normalmente estaban reservadas para los grandes nombres internacionales. Esta apuesta ha salido excepcionalmente bien y precisamente el crecimiento de bandas como Izal o Supersubmarina han hecho crecer también al festival.

20549471192_bdbc28ddb7_z

¿Cuál ha sido vuestro cartel favorito de todas las ediciones? Será el próximo.

A la hora de programar artistas, ¿cuáles son vuestras razones de peso para contratarles? Que te voy a contar, hay un esqueleto en la programación que tiene que estar formado por bandas que todos sabemos que funcionan a la hora de vender tickets y por nombres que despierten un interés especial por cuestiones de exclusividad o por su propuesta diferencial en la parte artística y evidentemente todo esto tiene que ir acompañado de que la banda nos guste.

¿Cuál creéis que es el estado de los festivales en España ahora mismo comparado con otros países? Me gustaría tener más datos al respecto. Es cierto que la oferta española es amplia en cantidad y calidad y que algunos de nuestros eventos más punteros no envidian a los grandes festivales europeos por lo tanto presumo que nuestra “salud” es buena.

20574325595_92fa60f599_z

A medida que pasan los años, ¿es más fácil o más difícil montar un festival? ¿Por qué? La experiencia y la consolidación del proyecto hace en nuestro caso que sea más fácil, pero aparecen nuevos retos y probablemente mayores responsabilidades relacionadas con el tamaño del festival.

Contadnos alguna anécdota que haya pasado y que nunca olvidaréis. Soy especialmente malo para recordar este tipo de cosas y solo me acuerdo de cosas que no se pueden contar… pero cosas bonitas que nos han pasado son por ejemplo una pareja que se conoció en Sonorama Ribera y nos envió la ecografía de su primer bebé.

19964887063_d4574f83bc_z

 ¿Qué creéis que aporta la iniciativa de Premios Fest al sector de la música? Solo ha existido una edición y es pronto para valorar pero esperemos que aporte notoriedad y visibilidad del sector al resto de la sociedad.

foto jose manuel piñero low festival

Cuestionario a festivales: Low Festival

Low Festival, uno de los grandes festivales de la escena española, se celebra durante 3 días al año en Benidorm, capital del glamour kitsch. El festival reúne bandas clave del indie y el rock nacional e internacional como Massive Attack, Los Planetas o Kasabian, junto a 75.000 lowers que disfrutan de una experiencia innovadora, cómoda y sostenible. Su recinto de 30.000m2 de césped cuenta con más de 4 escenarios, gastronomía de calidad, vasos reciclables, pulseras con chip RFID y pago cashless.

José Manuel Piñero, director de Low Festival, responde nuestro cuestionario a festivales:

 

¿Qué sentimiento o qué idea fue la que te llevó a pensar un día: “Quiero organizar un festival”?

La música. Llevamos mas de 15 años en esto, empezando con la sala Stereo, y una vez que te metes, pues no puedes parar de hacer cosas… ¡Y vaya lío que hemos montado!

¿Qué le dirías a alguien que ahora mismo está leyendo esto y que se plantea organizar un festival por primera vez?

Que se prepare… Sangre, sudor y lágrimas, pero hay tanta satisfacción…

¿Qué has ganado y qué has perdido por el hecho de organizar un festival y dar pie a todas las implicaciones emocionales que eso conlleva?

Hago lo que me gusta, así que ganar y perder son conceptos que hace tiempo dejaron de existir.

¿Cuáles han sido las principales dificultades que tuvisteis en los primeros momentos de la organización del festival?

La falta de experiencia, la presión… Hemos crecido muy rápido y hemos aprendido a marchas forzadas, ¡pero somos muy aplicados!

¿Por qué organizas tu festival en esa localización? ¿Has pensado cambiar de localización alguna vez?

Somos de la terreta y Benidorm nos encanta, lo tiene todo: una gran ciudad, playa, muy buena gente y un toque kitsch irresistible.

¿Qué es lo mejor y lo peor que tiene la localización de vuestro festival?

Sinceramente, no le encontramos nada malo, y lo mejor, la capacidad que tiene Benidorm para un evento tan grande. Lo que quiera el público lo tiene en la ciudad y por supuesto los 30.000m2 de césped del recinto y la piscina.

¿Qué tres cambios en la historia del festival sirvieron para hacer de vuestro festival un evento mejor y más disfrutable?

Más que cambios, lo que hemos intentado siempre es pensar en el público, vienen a disfrutar de la música, así que en eso estamos cada año.

¿Cuál es en tu opinión la mentira más aceptada por la sociedad o por la industria musical (así, en general) en torno a los festivales o a la organización de los festivales?

La industria sabe cómo funcionamos todos, así que mentiras pocas…

Y la sociedad, bueno, cuando opina gente que no tiene ni idea de lo que es un festival y el esfuerzo y el sacrificio que supone prepararlo, montarlo y que es algo pasional y muy profesional a la vez… Pues al principio toca la moral, pero ahora lo que nos importa es estar satisfechos nosotros mismos. Sabemos muy bien lo que hacemos y cómo.

¿Crees que es posible un festival masivo sin el apoyo económico de las marcas y empresas multinacionales?

Sin sponsoring es imposible.

¿Cuáles han sido tus mejores tres momentos de la historia del festival y por qué?

La verdad que hay muchos, pero hay un momento que se repite todos los años que es la apertura del festival y esa sensación desde el primer año es emocionante. Por años que pasen siempre siento un cosquilleo que no se puede describir y un subidón de adrenalina que te da.

El año de Portishead, ahí nos hicimos mayores. Recuerdo que iba en el tren y me llamaron para decirme que estaban cerrados, lo siguiente que me dijeron fue, “Jose, ahora a celebrarlo”. Y qué razón tenían, ése fue el principio de muchas cosas buenas.

Y el mejor momento… ¡Está aún por llegar!

¿Y cuál ha sido el peor momento que se te viene a la mente y por qué?

La verdad que no hemos vividos malos momentos en el festival, quizás cuando Mika estuvo a punto de suspender en nuestro primer año en el recinto de Foietes porque se canceló el vuelo y se generó un problema tras otro para venir. Al final llegó justo 2 minutos antes de su actuación. Ahí nos dimos cuenta lo importante que es trabajar con gente muy profesional, su agencia de aquí hizo un trabajo excepcional.

Define vuestro festival en sólo tres conceptos generales.

  • Un festival urbano y a la vez de playa, con lo mejor de los dos conceptos.
  • La música es el espíritu del festival y lo que une todo junto con un publico genial.
  • El recinto y la producción, es de verdad un festival donde puedes disfrutar, bailar y sentirte a gusto y 100% sostenible.

¿Cuál es tu festival favorito del mundo y por qué?

Donde más he disfrutado, es en el South by Southwest, un ambientazo increíble, muchas bandas por ver y conocer, cerveza y food trucks. Aunque este año espero disfrutar aún más en el Burgerama.

 

producción- Juan Fuentes- Weekendbeach

Cuestionario a festivales: Weekendbeach Torre del Mar

Weekendbeach Torre del Mar es un festival distinto al resto de los que existen en España, es un festival totalmente ecléctico donde tienen cabida y se fusionan todos los estilos musicales en diferentes escenarios que funcionan paralelamente. Este festival en el que conviven estilos como el Pop, Rock, Reggae, Mestizaje, Flamenco, Fusión, Hip Hop, Dubstep, D&b, música electrónica… se ha realizado en un espacio maravilloso, en la playa de poniente de Torre del Mar, en la costa del sol.

Juan Fuentes, director de producción de Weekendbeach Torre del Mar, responde nuestro cuestionario a festivales:

 

¿Ha habido alguna cosa que no hayas podido hacer a nivel de producción en alguna edición del festival? ¿Qué fue?

Siempre hecho en falta más recursos a nivel de decoración y complementos artísticos fuera de los escenarios en un festival.

¿Cuáles han sido tus mejores 3 momentos de la historia del festival e tu área y por qué? (Una breve explicación de cada uno).

2014: Apertura de puertas del Festival Weekendbeach. Por toda la dificultad que entraño la primera edición del festival a nivel de producción, fue una recompensa ver al público accediendo al recinto y sus caras de grata sorpresa.

2014: Cierre de la zona de acampada del Festival Weekendbeach. Era el último espacio del Festival Dreambeach en cerrar y en términos generales la aceptación del público y el disfrute de fin de semana ya se notaba en el ambiente.

2014: Pues me acuerdo muy bien de un momento en la zona de acampada, me acompañaba el diseñador gráfico del Festival: la gente en un momento de felicidad: unos tocando la guitarra otros escuchando música, otros invitándonos a unas cervezas….en fin el ambiente era particularmente agradable.

¿Y cuál ha sido el peor momento en tu área que se te viene a la mente y por qué?

Quizás el único momento en el que pasamos algo de tensión fue cuando el día anterior hizo mucho viento y algunas de las lonas que cubrían la zona de la acampada fueron tiradas… hubo que montarlas de nuevo… Pero todo quedó en un sobre esfuerzo nada más…

¿Qué tres características tiene que tener un Jefe de Producción de un festival sin las cuales no podría trabajar en esa posición?

Ninguna en especial, es decir, hay jefes de producción muy diferentes y realizan perfectamente el trabajo. Quizá lo que tengan en común sea:

– Responsabilidad.

– Orden.

– Tranquilidad frente a los problemas.

¿Cuáles son los principales focos de tensión laboral durante un festival para un jefe de Producción?

Bueno aquí tenemos más focos de tensión que los focos que montamos en los escenarios, pero a nivel de pre producción, infraestructuras, logística, seguridad, información al usuario se centrarían nuestras tensiones cotidianas.

¿Eres capaz de disfrutar del festival mientras trabajas? ¿En qué sentido?

Pues si que lo disfruto porque sobre todo me gusta el trabajo que desarrollo y aunque lleva implícita una presión y tensión laboral a la vez tiene sus recompensas personales. También da oportunidad este puesto para relacionarse socialmente con muchas personas y compartir momentos difíciles que lo que hacen es realmente crear lazos de unión entre personas. Si de disfrutar hablamos de poder entablar una conversación amena con un artista o disfrutar de sus directos, olvídate, aunque uno lo desee, se organice para que así sea, al final alguien te llamará, algún problema surgirá…o simplemente estás tan cansado que lo único que deseas es sentarte en una silla durante unos minutos.

¿Qué cosas importantes has aprendido desde que trabajas en el festival?

Que si somos capaces de hacer un Festival ya somos capaces hasta de intentar vivir dignamente…aunque cueste trabajo conseguirlo hoy en día.

¿Cuál es el mejor consejo que te han dado nunca para desempeñar tu función en el festival? ¿Recuerdas quién te lo dio y cuándo?

Tú como el perro con el hueso el hueso duro y el perro sin prisas (pero sin pausas). Mi padre

¿Cuál es en tu opinión la mentira más aceptada por la sociedad o por la industria musical (así, en general) en torno a los festivales o a la organización de los festivales?

Por la sociedad se cree que uno está trabajando en la música y en un entorno de drogas e independiente digamos… Por lo tanto estiman que para poder realizar este trabajo tienes que ser drogadicto, estar flipado con la música y además ser una persona rara al querer perder tu vida en este mundillo. La industria musical entiendo que saben muy bien lo que es un festival, los riesgos que suponen, el esfuerzo anual que hay que realizar para llevarlo a cabo y la cabeza ordenada que has de tener para ejecutarlo y que funcione tan bien como una ciudad los días que dure el evento.

¿Cuál es tu festival favorito del mundo y por qué?

Glastonbury. Un mes antes se montan una ciudad de “hippies” con toda la infraestructura que conlleva; durante el evento mas de 200.000 personas disfrutando al unísono.

 

10252079_10154330121850145_7578213550958176350_n

Cuestionario a Last Tour

Last Tour es una empresa con amplia experiencia en el mundo de la cultura y de la música que ha desarrollado una forma innovadora de entender el negocio desde la gestión directa de todas sus vertientes y la cercanía con el artista.

Ibai Villapún, jefe de prensa de Last Tour, organizadores de Bilbao BBK Live, Azkena Rock, BIME, BCN Live! o MAD Live entre otros festivales, responde nuestro cuestionario:

 

¿Qué tres características tiene que tener un Director de Comunicación de un festival sin las cuales no podría trabajar en esa posición?

Empatía con los profesionales de los medios de comunicación, con el público y con los artistas a la vez que defiende los intereses de su empresa de la manera más honesta posible.

¿Cuáles son los principales focos de tensión laboral durante un festival para un Director de Comunicación?

Las retransmisiones en directo de los conciertos vía radio o TV (o, en su defecto, sus grabaciones para posterior emisión) suelen absorber bastante tiempo y energía. Las entrevistas o meet & greets que solemos organizar en camerinos o el hecho de que los fotógrafos puedan realizar su trabajo en el foso durante las canciones permitidas por cada artista no generan tantas complicaciones, aunque suponen un trabajo previo de coordinación que consume muchas horas de trabajo la semana anterior al evento.

¿Cuáles han sido tus mejores 3 momentos de la historia del festival e tu área y por qué? (Una breve explicación de cada uno).

El conseguir agotar entradas en la edición 2014 del Bilbao BBK Live ha supuesto una gran satisfacción tras nueve años de andadura, es la sensación de recoger los frutos del trabajo realizado por todos los compañeros durante las ediciones anteriores.

También fue muy motivador recibir al canal de TV franco-alemán ARTE en la edición 2013, se trata de uno de los canales culturales temáticos más prestigiosos de Europa y acudieron al festival a grabar varios conciertos, a emitir en streaming otros cuantos y a filmar un documental sobre Bilbao y el propio evento.

Por último, tengo muy buen recuerdo de los primeros pasos que supusieron un avance importantísimo en la producción audiovisual del festival, allá por 2009. Se dieron de manera conjunta con EITB, la radio televisión pública vasca, y fue una etapa en la que hubo mucho compromiso y entusiasmo que hicieron que el acabado final de las imágenes del festival registara una mejora notable. Luego llegó la crisis y ahora ya es más complicado alcanzar aquellas cotas, aunque seguimos dando un resultado más que digno.

¿Y cuál ha sido el peor momento en tu área que se te viene a la mente y por qué?

En la primera edición del Bilbao BBK Live, en 2006, tuvimos a Guns ‘n’ Roses como cabeza de cartel de una de las tres jornadas del festival. Axl Rose llevaba grabando ‘Chinese Democracy’ desde 1999 pero el disco no acababa de lanzarse. Así que en aquel momento el grupo era un grupo sin discográfica, sin disco, nadie se hacía cargo de su promo ni comunicación… las semanas previas del festival el management de la banda no contestaba a nuestras consultas sobre las normas para los fotógrafos y las televisiones… Y el día del concierto recuerdo que llegaron al recinto bastante apurados de tiempo respecto al comienzo del concierto y nos solicitaron in situ mucha documentación que no nos habían pedido previamente. Además, el concierto comenzó con una hora de retraso que enfadó bastante al público y, lógicamente, también a los reporteros gráficos y televisiones. En estas ocasiones te toca ser diplomático e intentar calmar los ánimos aunque tú tampoco estés entendiendo muy bien qué puede estar ocurriendo.

¿Eres capaz de disfrutar del festival mientras trabajas? ¿En qué sentido?

No mucho. No suelo ver apenas conciertos (excepto las tres primeras canciones que pueda llegar a ver en el foso con los fotógrafos –si es que se le puede llamar ver el concierto-). Creo que de lo que más disfruta uno es de los momentos ‘muertos’ (que los suele haber de vez en cuando) que compartes con los compañeros. La camaradería que surge en torno a un evento de estos se traduce, en muchas ocasiones, en amistades que perduran durante años.

¿Qué cosas importantes has aprendido desde que trabajas en el festival?

Quizás lo más importante haya sido madurar la capacidad de ponerte en la piel del otro (en este caso, del periodista) y a distinguir las críticas que van con mala fe y las que son sinceras y pretenden ser honestas a pesar de que puedan resultar duras o difíciles de encajar.

¿Cuál es el mejor consejo que te han dado nunca para desempeñar tu función en el festival? ¿Recuerdas quién te lo dio y cuándo?

Recuerdo cuando trabajamos el concierto que The Rolling Stones íban a ofrecer en El Ejido en verano de 2006 (finalmente fue cancelado a última hora por problemas de salud de Mick Jagger). Teníamos muchísimas solicitudes de fotógrafos y ellos insistían mucho en establecer una criba en base a la calidad y no a la cantidad. No siempre hemos obrado de esa manera desde Last Tour, pero sí es una máxima muy aconsejable para ciertos eventos o festivales. Siempre es complicado decidir quiénes no pueden acceder al foso a realizar su trabajo (a aquellos a los que no se les concede el photopass les solemos proporcionar fotografías de la organización de forma gratuita) y quizás más complicado aún que los profesionales entiendan que para que puedan realizar su trabajo de manera cómoda y efectiva tampoco podemos poblar un foso de fotógrafos.

¿Cuál es en tu opinión la mentira más aceptada por la sociedad o por la industria musical (así, en general) en torno a los festivales o a la organización de los festivales?

Una de las preguntas habituales en las previas de cualquier festival o gran concierto es aquella que busca conocer qué extravagancias ha pedido el artista en su camerino. Cuando contestas que no ha pedido nada que se salga de un catering standard, los medios de comunicación suelen pensar que estás ocultando algo por mantener la privacidad del artista. Pero, en realidad, en el Rock and Roll cada vez se piden menos extravagancias y la gran mayoría de grupos tienden a ser muy normalitos en sus exigencias. Quizás los artistas pop puedan mostrar otras peticiones, pero, en general, creo que hay mucha leyenda en torno a una realidad que, a día de hoy, no genera grandes titulares.

¿Cuál es tu festival favorito del mundo y por qué?

Después de diez años trabajando en esto, la verdad es que uno acaba un tanto empachado de festivales. Es como cuando yo trabajaba como redactor de Deportes y los amigos te proponían ir al fútbol. Siempre preferías irte a un concierto. A día de hoy me pasa al contrario: prefiero ir al fútbol que a un festival. La verdad es que el Azkena Rock me parece un festival perfecto por estilo, dimensión, comodidad respecto a la ciudad y porque tengo muchos amigos que asisten religiosamente cada año a Vitoria-Gasteiz, pero creo que, a día de hoy, soy más de conciertos de sala que de festivales.

 

low festival.fuego

Cuestionario a artistas: Elyella DJ’s

Elyella Djs tienen la manía de crear una impactante arquitectura sónica construida con cimientos de electróncia, muros de pop y rock y en el tejado, puro espectáculo que rompe con cualquier plano. Con Elyella Djs, el mundo comparte sonrisas, explora las nuevas propuestas musicales y recuerda las que marcaron el pasado reciente…y los buenos momentos terminan cuando completan sus sesiones. Este dúo se atreve desde la cabina a jugar con los sentimientos de los asistentes a través de la experimentación de diferentes lenguajes musicales, se muestran imprevisibles, no les importa marcar el ritmo cardíaco del público.

Elyella DJ’s responde nuestro cuestionario a artistas:

 

¿Cuál es vuestro festival favorito de todos los que habéis participado y por qué?

Difícil escoger uno solo; el nivel es tan alto en nuestro país que cada uno tiene su “algo” especial.

Si tuviéramos que escoger en función de las sesiones que más han marcado nuestra memoria reciente serían Arenal 2012, SOS4.8 2013, LOW 2014….

¿En qué festival os gustaría participar y todavía, por la causa que sea, no os ha sido posible?

Hay unos cuantos que les tenemos muchas ganas. Sonorama, hemos ido muchos años como público y poder estar en el otro lado sería la bomba. Dcode porque es el festi de nuestra ciudad. Sonar porque es la referencia a nivel electrónica y vanguardia musical. Y creemos que podríamos encajar muy bien, ya que han abierto el abanico de propuestas y estilos. Y el San San Festival, que se nos quedó la espinita clavada al no poder actuar el año pasado por retraso en los horarios así que se la debemos a toda esa gente que se quedó esperando a vernos.

¿Qué momento de vuestra participación en un festival es el que recordáis con mayor emoción y porque?

 Nos llaman los “cierra festivales” y la verdad, ¡nos encanta! y es que, que dejen en tus manos la posibilidad de que el último recuerdo que se lleve la gente sea contigo es mucha responsabilidad pero también muy especial. Uno de esos momentazos fue El cierre del 2º escenario del SOS4.8 2013 al mismo tiempo que cerraba un pedazo artista internacional en el escenario principal. Ver que el nuestro se iba llenando cada vez más y más y sentir que si hubiéramos seguido 10 horas más, nadie se hubiera movido de ahí (eso no pasa muchas veces) es un petardazo de adrenalina del que no puedes bajar en días.

Otro gran momento fue El cierre del Low Festival este año; nos estrenábamos por primera vez allí y estábamos expectantes pero empezó a sonar el primer tema y ya sentimos el calor del público y fue poco después cuando pinchamos un tema de Youngblood Hawke , el confetti se diaparó y de repente se oyó un ohhhhhh al unísono y ahí ya supimos que estaban con nosotros y que ya no los podíamos perder.

Y por supuesto, los amaneceres del Arenal Sound cada año. Seguro que nos dejamos un montón más pero es que nosotros siempre hemos sido muy festivaleros y es un terreno en el que nos sentimos muy cómodos.

¿Y el peor momento que recordéis de vuestro paso por algún festival?

El del SanSan por lo que hemos explicado antes. Estar esperando para salir, ver cómo se va retrasando todo y al final tener que aceptar que no vas a poder pinchar a pesar de las ganas que teníamos. El ambiente de ese día era excepcional, el público tenía ganas y los promotores querían sacarlo adelante como fuera pero el retraso en los conciertos y el límite de horario hizo que fuera imposible.

¿Qué tres cosas deberían tener SIEMPRE en cuenta los grupos que participen por primera vez en un festival?

Para los djs es muy importante tener en cuenta el cartel, el horario y el público al que va dirigido. El line-up te dirá si puedes meter más o menos electrónica; si hay público más adulto y entonces puedes rescatar algunos clásicos; y si cierras, pues ya sabéis lo que queremos todos a altas horas…

¿Qué tres cosas mejoraríais de los festivales (en general)?

Una sola, siguiendo el ejemplo de Glastonbury que ha prohibido la venta de penachos indios americanos, aquí no dejaríamos que la gente pudiera ir disfrazados de ciertos trajes ridículos jejeje

Ahora casi todos los festivales tienen su propia aplicación para smartphones, pero si hay cambios, retrasos o cancelaciones no se actualizan ahí en el momento, tienes que estar pendiente de las redes sociales para enterarte. Una lástima que las apps no sean todavía las herramientas que merecen ser. También se deberían solucionar los problemas de cobertura, siempre se sobrecargan las redes y es difícil comunicarte con otra gente o postear en redes lo que está pasando.

¿Es fundamental para la carrera de un grupo como el vuestro el formar parte del cartel de un festival? ¿Por qué?

Por supuesto, la visibilidad que te da un festival es difícil conseguirla en otro sitio. En un festival podemos llegar a estar expuestos a más de 20.000 personas.

¿A qué tres festivales nacionales iríais/vais como público y por qué motivos?

Nos gusta conocerlos todos así que cada año intentamos ir al máximo posible y siempre son más de 3. Ya que preguntas por tres… Sonar de día, para bailar por el día. Primavera Sound para descubrir nuevas bandas y juntarnos con nuestra pandilla festivalera. BBK live por la localización, sus headliners y la ciudad que lo acoge que no veas que pinchos más ricos tiene.

Si un festival cualquiera os dejase contratar a tres grupos nacionales y tres internacionales para su próxima edición, ¿cuáles serían?

Buff aquí no hay forma de ponernos de acuerdo así que te damos 3 de cada uno.

El Mono:

Internacionales: Klaxons, Jagwar Ma y Cut Copy .

Nacionales: Niños mutantes, Fuel Fandango y El Columpio Asesino.

Ella:

Internacionales: London Grammar, Haim y Chvrches.

Nacionales: Los Planetas, We Are Standard y León Benavente.

Y si alguien nos los trae a todos en un mismo festival, ¡que cuente con nosotros para cerrarlo!

¿Cuál es vuestro festival favorito del mundo y por qué?

Sin tener en cuenta los españoles que nos flipan pues no hay lugar en el mundo donde haya una mejor energía y fiesta, sería el Coachella.  Tuvimos la suerte de poder ir el año pasado y la posibilidad que tienes ahí de descubrir grupos ( aunque eso suponga estrés total) y lo bien organizado que está, no lo hemos encontrado en ningún otro.

 

tali_monkey_foto

Cuestionario a festivales: Monkey Week

Monkey Week no es un festival al uso, es más bien un punto de encuentro para los profesionales del sector musical así como una plataforma para las bandas y artistas emergentes. El leit motiv de MW es “descubre hoy las bandas del mañana”. Es además un evento totalmente urbano, que convierte la localidad de El Puerto de Santa María durante unos días en una auténtica Ciudad de la Música. Tras seis años, más de 700 actuaciones en directo y múltiples actividades paralelas, MW es una cita indiscutible.

Tali Carreto, director del festival Monkey Week, responde nuestro cuestionario a festivales:

 

¿Qué sentimiento o qué idea fue la que te llevó a pensar un día: “Quiero organizar un festival”?

El sentimiento, sobre todo, de seguir creando iniciativas. Nosotros veníamos de una experiencia previa y dilatada con el mundo cultural, la revista FREEk!. De ahí nació FREEk FEST, que aun sigue en pie, un festival centrado en el rocanrol y el garage, y que supuso el germen del actual Monkey Week. De hecho, el Monkey fue el paso lógico una vez nos vimos con fuerza suficiente como para emprender una aventura así, mucho más grande y que iba a exigir más esfuerzo y experiencia.

¿Qué le dirías a alguien que ahora mismo está leyendo esto y que se plantea organizar un festival por primera vez?

Uf, no sé si habría que desearle mucha suerte o mucho tesón. Quizás un 50 / 50 de ambas.

¿Qué has ganado y qué has perdido por el hecho de organizar un festival y dar pie a todas las implicaciones emocionales que eso conlleva?

Hemos ganado muchos amigos, sin duda. Organizar algo así te lleva a conocer muchísima gente nueva, y a la que principalmente une una misma pasión, la música. Por lo que no resulta muy difícil conectar. Hay amistades que nacen solo durante un par de días y luego se mantienen a lo largo de años y años. También hay colegas de trabajo a los que vas conociendo en los meses previos al festival y esa relación al principio de trabajo se acaba convirtiendo en una buenísima amistad. Y además de las nuevas amistades, gracias a éstas surgen nuevos proyectos, nuevas locuras… ¿Perder? Supongo que todos los que nos dedicamos a esto de montar un sarao de dimensiones épicas perdemos siempre algo de salud (sobre todo en los días previos al evento), y también tiempo durante todo el año que dedicar a otras cosas, incluso a uno mismo. Pero también a lo largo de los años, uno aprende a tomarse todo con más calma…

¿Cuáles han sido las principales dificultades que tuvisteis en los primeros momentos de la organización del festival?

Financiación, por supuesto. No es nada fácil emprender un proyecto así desde una pequeña empresa como la nuestra. Y más aun cuando Monkey Week nació a la vez que la cacareada crisis comenzaba a asomar su temible cabeza. También fue complicado, y es aun todavía en algunas cuestiones, hacerle ver al Ayuntamiento de una ciudad como la nuestra los beneficios que un evento cultural de este calibre reportaría a la localidad. Todavía hay mucha gente que no concibe eso de que la cultura puede generar riqueza. Y al principio éramos, por así decirlo, unos melenudos queriendo montar conciertos. Aunque también es cierto que gracias a nuestra cabezonería por seguir celebrándolo en nuestra ciudad, los años nos están dando la razón…

¿Por qué organizas tu festival en esa localización? ¿Has pensado cambiar de localización alguna vez?

Claro que lo hemos pensado. Y ese pensamiento nos ronda de vez en cuando. Hemos tenido y tenemos ofertas para mover de localización el festival. Pero queremos seguir aquí. La idea desde el principio fue utilizar nuestra ciudad porque la conocemos muy bien, sabemos de su encanto y de los múltiples espacios que, sin uso alguno anteriormente para actividades así, pueden ser explotados con éxito en este sentido. Siempre nos ha gustado la idea de poner en valor una ciudad tan linda como la nuestra, y con tantas posibilidades. Solo falta una mayor implicación por parte de las autoridades, que cada año apreciamos más eso sí, para que sigamos adelante con este sueño de convertir El Puerto de Santa María en la Ciudad de la Música. ¡Y que sea por muchos años!

¿Qué es lo mejor y lo peor que tiene la localización de vuestro festival?

Lo mejor, su encanto a raudales: buen clima, localizaciones increíbles que pueden utilizarse como espacios escénicos, una gastronomía de primera a precios asequibles, la simpatía de los habitantes… Son muchos reclamos atractivos. Lo peor, evidentemente, no es estar en una ciudad grande, pero al fin y al cabo si le das la vuelta a la tortilla, la descentralización también juega a nuestro favor. Tampoco está tan mal conectado El Puerto de Santa María, qué diantres, aunque entendemos que para los que vienen del Norte de España el viaje es mucho más largo que si lo hiciéramos en Sevilla, Córdoba… o Madrid. Pero perderíamos nuestro encanto, ¿no? Quizás lo peor sea que un evento de estas características no es algo habitual por la zona, y por tanto ha costado más tiempo (¡todavía cuesta!) encontrar sintonía con ciertos organismos e instituciones oficiales.

¿Qué tres cambios en la historia del festival sirvieron para hacer de vuestro festival un evento mejor y más disfrutable?

Sobre todo cuando decidimos potenciar su verdadera esencia, los showcases, por encima de artistas principales y grandes nombres. Y al apostar por los showcases también nos centramos más en recurrir a más espacios de la ciudad, sin importar lo pequeño que fueran. Apostar porque Monkey Week se celebrara en la ciudad, y no cerca de la misma, ha sido sin duda un gran acierto. Abandonar el Monasterio de la Victoria, uno de los espacios principales en las primeras ediciones, y un recinto realmente bello pero también problemático, fue todo un punto de inflexión sin duda.

¿Cuál es en tu opinión la mentira más aceptada por la sociedad o por la industria musical (así, en general) en torno a los festivales o a la organización de los festivales?

No sé cuál será la mentira más aceptada, pero algunas veces es duro, otras veces simplemente surreal, ver las opiniones de ciertas personas sobre tal o cuál festival, opiniones que no valoran el esfuerzo tremendo que todo evento así tiene detrás. Y no solo esfuerzo económico, también vital. Hay quien dice que en España todo el mundo es entrenador de fútbol o promotor, ¿no? Ja ja…

¿Crees que es posible un festival masivo sin el apoyo económico de las marcas y empresas multinacionales?

No, sinceramente no creo que sea posible. Pero tampoco creo que sea algo malo.

¿Cuáles han sido tus mejores tres momentos de la historia del festival y por qué?

Creo que estamos todos de acuerdo en que hay un momento muy especial cada año: cuando el día de resaca del festival, justo cuando ha pasado toda la vorágine, y el núcleo duro de la organización y la producción nos pasamos horas contándonos batallitas de la edición recién pasada, quitando hierro al asunto y echándonos unas buenas risas. Esa calma después de la tormenta no tiene precio.

¿Y cuál ha sido el peor momento que se te viene a la mente y por qué?

Sin duda el año del diluvio universal: tuvimos que suspender el bolo de Faust, ¡y después de buscar una plancha de acero, una hormigonera y no sé cuántas locuras más de producción, ja ja! Como todo aquel promotor que haya sufrido las inclemencias del tiempo en un evento suyo, esa mezcla de impotencia y desesperación que te producen esos momentos no se la deseamos a nadie…

Define vuestro festival en sólo tres conceptos generales.

Tres no, pero dos son innegables: “descubre hoy las bandas de mañana” y “conoce la Ciudad de la Música”.

¿Cuál es tu festival favorito del mundo y por qué?

Mis socios, los hermanos César y Jesús Guisado, y servidor tenemos en realidad gustos a veces tan parecidos como otras veces completamente dispares. Así que sería difícil elegir un solo festival. Hay algunos, eso sí, a los que nos encantaría ir, como a alguna edición del ATP o la próxima del Burgerama.

 

Fuel Fandango 2014 Promo 1 baja (1)

Cuestionarios a artistas: Fuel Fandango

Con “Trece lunas”, su segundo álbum, Fuel Fandango han metido otro elemento más en juego, el pop, considerado más como una actitud que como un género musical. Con la gira finalizada, el dúo formado por Nita y Ale Acosta han presentado en directo “Trece lunas” por las ciudades de prácticamente toda España, los festivales más importantes del país y han llegado a lugares como Cuba, Washington, Austin (Texas), Chicago, Nueva York, Karlsruhe y Oldemburg (Alemania), Pekín (China), Bulgaria, Francia o incluso Mozambique y Suazilandia (África).

Fuel Fandango responde nuestro cuestionario a artistas:

 

¿Cuál es vuestro festival favorito de todos los que habéis participado y por qué?

 

Nos gusta mucho el Sonorama, hemos tocado varias veces alli y siempre nos sentimos como en casa, Aranda es precioso, ¡su gente y su vino una maravilla!

¿En qué festival os gustaría participar y todavía, por la causa que sea, no os ha sido posible?

 

Nos encantaria tocar en el Sonar, por pedir que no quede.

¿Qué momento de vuestra participación en un festival es el que recordáis con mayor emoción y porque?

 

Nos flipó tocar en Havana World Music (Cuba) y en Azgo Festival en Mozambique, ver a los cubanos y africanos saltando con nuestras canciones nos llenó el alma…

¿Y el peor momento que recordéis de vuestro paso por algún festival?

 

Una vez en un festival de Lanzarote que Carlos Sosa el bateria casi no llega, tuvieron que transportarle de noche por el mar en una zodiak desde otra isla debido a los retrasos del avión, llegó por los pelos totalmente empapado.

¿Qué tres cosas deberían tener SIEMPRE en cuenta los grupos que participen por primera vez en un festival?

Aprovechar la experiencia para conocer otras bandas, nueva música y sobretodo disfrutar de tocar en un escenario grande.

¿Qué tres cosas mejoraríais de los festivales (en general)?

Quizás que haya más variedad de estilos en el cartel, creemos que un festival, además de ir a ver a tus grupos favoritos, es  para descubrir nuevas bandas interesantes, nosotros hemos descubierto algunas bandas flipantes en festivales.

¿Es fundamental para la carrera de un grupo como el vuestro el formar parte del cartel de un festival? ¿Por qué?

 

No creo que sea fundamental pero es una herramienta muy importante para que te escuchen y te vean público que no te conoce y que no iría a un concierto tuyo propio, a nosotros nos ha servido mucho y luego lo notamos cuando vamos a las salas, hay mucho público que nos ha conocido por medio de un festival.

¿A qué tres festivales nacionales iríais/vais como público y por qué motivos?

Sonar por la oferta de música electrónica y nuevas propuestas que ofrece, el BBK Live por la cantidad y calidad de las bandas y el lugar que es magnífico y el Sonorama porque es un festival donde nos conocemos casi todos y hay muy buen ambiente.

Si un festival cualquiera os dejase contratar a tres grupos nacionales y tres internacionales para su próxima edición, ¿cuáles serían?

Internacionales: José Gonzalez, Daft Punk y Beck.

Nacionales: Aurora & The Betrayers, Vetusta Morla y Depedro.

¿Cuál es vuestro festival favorito del mundo y por qué?

No se puede elegir uno sólo, pero el festival BushFire de Swazilandia, un pequeño país africano donde estuvimos el año pasado, nos dejó impactados por la cantidad de artistas de todo el mundo que conocimos, en medio del monte y con un ambiente espectacular, se respiraba una energía muy especial en todo el recinto.

 

 

Captura de pantalla 2014-12-01 a la(s) 15.05.42

Cuestionario a festivales: Tomavistas Festival

Tomavistas Festival no es un festival para mayorías, es un festival gourmet de bandas independientes nacionales en el que todos los grupos tienen el mismo peso, las facilidades extrañas de encontrar en eventos parecidos, como pueden ser: restaurante con estrella Michelín, aseos de obra, espacios verdes, parking gratuito para 2500 coches o accesos gratuitos en autobús y taxi. Todo en el marco incomparable del Hipódromo de la Zarzuela con vistas al monte del Pardo sobre el que asoma al Skyline de Madrid.

Willy García Blesa, director de producción de Tomavistas Festival, responde nuestro cuestionario a festivales:

 

¿Qué es lo más loco que has visto a nivel de producción en el festival?

Convivir con el día a día del hipódromo, un lugar donde los caballos son los jefes y donde, por ejemplo, no podíamos empezar a hacer pruebas de sonido hasta las 13h, ni montar estructuras, ni hacer nada que pudiese molestar a los caballos… Por suerte pudimos sacar adelante el festival siendo silenciosos cuando había que serlo y superando dificultades desde la primera edición.

¿Ha habido alguna cosa que no hayas podido hacer a nivel de producción en alguna edición del festival? ¿Qué fue?

Siempre existen cosas que uno piensa que puede hacer para mejorar, la pasada edición fue nuestra carta de presentación, nuestra primera propuesta… Queremos crecer cualitativamente y cuantitativamente, y sobre todo queremos que los artistas hablen de las buenas condiciones de trabajo que desde Tomavistas ofrecemos y sean nuestro mejor valor a la hora de seguir trabajando en futuras ediciones.

¿Cuáles han sido tus mejores 3 momentos de la historia del festival e tu área y por qué? (Una breve explicación de cada uno).

Hacer el festival ya es un momento increíble, aprender el proceso e implementar una idea que te ronda la cabeza desde que asistías a los primeros festivales. Me quedo tal vez con la apertura de puertas y los primeros acordes de Tigres Leones, primera banda del festival y comprobar que todo funcionaba a la perfección desde el primer minuto.

¿Y cuál ha sido el peor momento en tu área que se te viene a la mente y por qué?

Tuvimos contra tiempos, como todos los festivales o producciones de esta envergadura, pero siendo sincero creo que nos desanimamos muchísimo cuando pudimos comprobar que hacia frío (pese a estar en Madrid un 18/19 de julio) y ver como comenzaba a chispear. Creo que el buen Karma del equipo técnico, bandas y publico hicieron despejar aquellas nubes y ser una simple anécdota, eso sí, como dato interesante vendimos una cantidad de café absolutamente inusual y bebidas calientes, si hubiésemos sacado caldo de cocido probablemente hubiéramos vendido miles de litros.

¿Qué tres características tiene que tener un Jefe de Producción de un festival sin las cuales no podría trabajar en esa posición?

La constancia, el equilibrio y la empatía, pero lo que realmente debe tener un jefe de producción es un equipo, por suerte cuento con Imarú Aledo y Jóse Gallardo que son 2 animales trabajando, sin un equipo no eres nada.

¿Cuáles son los principales focos de tensión laboral durante un festival para un jefe de Producción?

Nos gusta trabajar con tiempo y la ausencia del mismo crea mucha tensión, sobre todo cuando estas en medio de un festival.
¿Eres capaz de disfrutar del festival mientras trabajas? ¿En qué sentido?
La verdad es que no, estas tan metido dentro de la producción que es imposible soltar la tensión para disfrutar del momento, auque he de decir que el ultimo concierto del festival, el de sidonie lo disfrute como un enano, pille un par de birras bien frías y solté adrenalina.

¿Qué cosas importantes has aprendido desde que trabajas en el festival?

Que es el mejor master que puedas hacer y que la pasión en hacer algo que te completa como persona no tiene precio.

¿Cuál es el mejor consejo que te han dado nunca para desempeñar tu función en el festival? ¿Recuerdas quién te lo dio y cuándo?

No recuerdo si alguien me ha dado algún consejo alguna vez sobre este tema pero lo que es seguro es que si perseveras puedes conseguir cualquier cosa que te propongas.

¿Cuál es en tu opinión la mentira más aceptada por la sociedad o por la industria musical (así, en general) en torno a los festivales o a la organización de los festivales?

Pues creo que la mayor mentira o mas extendida es que son rentables y que es fácil ganar dinero… Si cualquier persona supiera la cantidad de partidas y gastos derivados que tiene un festival seguramente cambiaríamos muchas opiniones acerca de nuestro trabajo.

¿Cuál es tu festival favorito del mundo y por qué?

Me quedaría con Primavera Sound en España, increíble programación cada año, activaciones con patrocinadores que le dan valor real a las marcas y a las personas que viven la experiencia con ellas, buena organización y muy buenos productos derivados (tienda, sello discográfico, activación durante el año…).
Internacionalmente existen muchísimas citas increíbles, como festival tal vez Coachella y como evento donde la producción técnica destaca por encima de todos las fiestas Sensation.